jiwnoticia01

Conforme me acerco al final de la edición de Caótico neutral tengo más claro que se abre una nueva etapa para Jon Ícaro. De repente, todo empieza a cuadrar, a fluir, el trabajo se corresponde con los resultados y la ilusión se viste de satisfacción. Caótico neutral es un nivel más, es otra cosa. Es, por fin, una obra que pienso defender a muerte.

Uno sabe que está un escalón más arriba cuando mira atrás y tiene que agachar la cabeza para poder hablar con su pasado y poder decirle: amigo, qué bueno fue cruzarnos en esta vida, pero te estás haciendo viejo. Romero, romero, que salga lo viejo y entre lo nuevo, que diría una variante del sabio refrán.

Jamás renegaré de El sanador del tiempo, mi primera aventura literaria. Uno nunca se olvida con quién perdió la virginidad. Los latidos de felicidad que me ha regalado quedan para siempre en el recuerdo. Pero es hora de decirle: adiós, gracias por todo el aprendizaje que me has dado, por darme la oportunidad de conocer el mundo editorial, por los ángeles con forma de persona a los que he llegado a través de ti y por todos esos pequeños momentos que han hecho que mi vida sea un poquito más grande. La de sentimientos que caben en unas páginas.

No obstante, en un último reconocimiento y para alargar su función en mi vida literaria, recurro a esta obra una vez más antes de dejarla a la deriva del espacio-tiempo. Voy a ofrecer gratuitamente la versión digital del libro (en PDF y ePUB), que se puede descargar ya libremente desde la página Web, con un doble objetivo. Por un lado, celebrar su despedida aumentando la accesibilidad a la obra y que nadie que tenga interés en leerla se quede sin ella. Y por otro, servir de enlace para facilitar la salida del nuevo proyecto. Si alguien quiere, le apetece, lo considera justo y le gusta la historia y quiere que Jon Ícaro siga escribiendo, puede donar 1 euro a través de Paypal a cambio de la descarga que será invertido en la edición y publicación del nuevo proyecto Caótico Neutral. Así, una obra se abandona, pero su fin cobra sentido ayudando a florecer a una nueva. Ni que decir tiene la felicidad que le da a uno ese apoyo en ese trabajo tan vocacional (y a veces desesperante) que es editar y publicar un libro.

jiwnoticia02

Y  nada más por hoy, seguiremos hablando de esta renovación literaria.
¡Nos vemos las caras por instagram-png-instagram-png-logo-1455 icaro_jon!

Anuncios